Contratos de cesión de derechos de imagen en fotografía de stock | Apps

Contratos de cesión de derechos de imagen | Todo lo que necesitas saber para hacer fotos de stock

Puesto que los contratos de cesión de derechos de imagen es un tema que suele generar bastantes dudas para los fotógrafos de stock que estáis empezando, he decidido crear este artículo con el fin de resolver todas y cada una de las dudas que puedan surgir.

Si al acabar el artículo tienes alguna duda extra, deja un comentario y añadiré la respuesta al artículo.

Por supuesto, y como siempre, toca empezar desde la base, o sea que ¡vamos allá!

¿Qué es un contrato de cesión de derechos de imagen en fotografía de stock?

El contrato de cesión de derechos de imagen en fotografía de stock es el contrato que se realiza con el fin de permitir al fotógrafo utilizar la fotografía con diferentes fines, entre los cuales, vender licencias de uso de las imágenes.

Evidentemente los contratos de cesión de derechos de imagen no se realizan en fotografía de stock exclusivamente, pero en este campo suele haber bastantes dudas al respecto, o sea que lo trato en este artículo en detalle para asegurarme que evaporo todas las dudas que puedas tener.

Si quieres que haga un apartado hablando de los contratos de cesión de derechos de imagen con otras finalidades en fotografía, sólo has de decirlo en un comentario y añadiré un apartado al artículo hablando sobre ello.

Tipos de contratos de cesión de derechos de imagen

Evidentemente, y como supongo que te estarás imaginando, existen diferentes tipos de cesión de derechos de imagen. Y sí, me refiero a diferentes tipos dentro de la fotografía de stock, o sea que vamos a verlos.

Contratos de cesión de derechos de imagen de un modelo

Este es el contrato más frecuente de todos. En este caso es el modelo el que te da permiso para que uses las fotografías en las que este sale con el fin que esté definido en el contrato (en líneas generales, para cualquier uso menos aquellos que tengan que ver con la pornografía o las drogas de uso recreativo).

Es decir, el modelo te cede los derechos de imagen para que, entre otras, hagas uso comercial de las fotografías y, por lo tanto, puedas usar las fotos para venderlas si quieres.

IMPORTANTE: en caso de que el modelo sea menor de edad, necesitas que el contrato lo firme el padre/madre/tutor legal del mismo. Recuerda que la edad para la que se necesite este tipo de contrato puede variar entre países.

Contratos de cesión de derechos de imagen de una propiedad

Además de los contratos de modelo, que son los que más frecuentemente vas a usar, también podrías necesitar contratos de propiedad.

Estos hacen referencia a cualquier elemento que visualmente pueda identificarse y, evidentemente, sea propiedad de alguien.

Dentro de este tipo de contratos de propiedad, tenemos dos divisiones claras (los más comunes):

  • Propiedad física: suele hacer referencia a objetos, animales, localizaciones incluso (terrenos, casas, etc).
  • Propiedad intelectual: hace referencia a obras de arte, tales como tatuajes, cuadros, grafitis (sí, aunque estén en la calle siguen siendo obra de alguien), etc…

Este tipo de contratos ha de firmarlos la persona propietaria del elemento en cuestión o, bien, la persona responsable del lugar.

EJEMPLO 1: haces una sesión de fotos en un bar, y este es reconocible porque has disparado con objetivos angulares y se ve cada detalle del mismo. Necesitarás que el propietario del bar te firme el contrato de cesión de derechos. Si no está disponible el propietario (cosa muy común), pídele al encargado que te lo firme (aunque en teoría debería de hacerlo el propietario).

EJEMPLO 2: haces una sesión de fotos de lifestyle a un modelo y este lleva tatuajes. Lo ideal es que vayas al tatuador (o tatuadores, en caso de ser de varios diferentes) y le pidas que te rellene el contrato de cesión de derechos.

Ahora viene la típica duda de todo fotógrafo cuando empieza en el stock. Y si el tatuaje es muy pequeño, o sólo son unas letras, etc… Lo primero de todo es que es muy posible que el bando de imágenes no te pida el property release del tatuaje, pero… ¿y si te lo pide, qué? Habrás hecho una sesión para nada. O sea que es mejor pedirlo que no pedirlo (aunque más adelante te explico en mayor profundidad truquitos para solucionar esto en el momento de la sesión).

Generalmente los bancos de imágenes piden contratos de propiedad intelectual de los tatuajes cuando estos son muy identificativos. Por ejemplo, en el de la chica anterior, no creo que pidieran. ¿Por qué? Porque el único que se identifica es el del antebrazo, y son solo letras.

Y si un modelo tiene muchos tatuajes, ¿se necesita contrato de todos?

Pues la respuesta es. Podrías conseguir el contrato del más grande, o del más identificativo, pero si te rechazan la sesión por uno de los otros, créeme que no te hará gracia.

Lo que yo hago, y puesto que es muy común que la persona que tenga varios tatuajes se los haya hecho todos en el mismo lugar, es hacer un collage con fotos de todos los tatuajes y, de esta forma, me ahorro tener que hacer un contrato por cada uno, ya que el creador es el mismo.

Supongo que te estarás preguntando por el típico tatuaje que se hace una persona de viaje en Bankok y es imposible contactar con el tatuador para pedirle el contrato o cosas similares. Pues bien, usa la imaginación, que ya te he dado suficientes pistas sobre esto.

Por cierto, doy por hecho que ya has empezado en este mundillo de la fotografía de stock y te suena todo lo que nombro en este artículo, pero si todavía no has empezado en serio, te recomiendo que hagas los siguientes cursos.

afiliado curso stock stooock
Pack de cursos de fotografía de stock, tanto de iniciación como de producción avanzada. Estos cursos están impartidos por los grandes fotógrafos de stock Kike Arnaiz y Santi Nuñez. El de producción avanzado lo he hecho y me parece genial.
banner afiliados stock  fotodinero
Y aquí te dejo la academia de Stock, en la que diferentes profesores imparten lecciones para enseñarte a que te conviertas en un profesional del mundillo del stock. También estoy en la academia y, de hecho, voy a impartir alguna masterclas.

¿Cuándo se necesita firmar el contrato de cesión de derechos de imagen?

Supongo que tras leer la sección anterior te has asustado un poco, pero no te preocupes porque voy a explicarte cuándo se necesita exactamente firmar el contrato de cesión de derechos de imagen.

Cuando el elemento sea reconocible y perfectamente identificable

Cuando un elemento en la imagen es reconocible e identificable, necesitarás un contrato de cesión de derechos de imagen (del tipo que sea).

Al decir reconocible me refiero que al visualizar una imagen tengas 100% claro que un elemento es, por ejemplo, una persona. Esto puede parecer obvio, pero si haces una foto con un drone a gran altura o a mucha distancia de una persona, podría no estar 100% claro que ese elemento fuera una persona. En tal caso, es evidente que no tendrías ni que plantearte tener ese contrato.

Y cuando digo identificable me refiero a que la persona ha de ser 100% identificable por ella misma o algún familiar/conocido cercano en una foto.

Situaciones en las que es necesario/opcional el contrato de derechos de imagen

  • Si la persona aparece de espaldas completamente es muy posible que no sea 100% necesario tener el model release (el contrato). No obstante, sí posible que la agencia te lo pida.
  • En caso de que la misma persona o un conocido cercano sea capaz de identificarse en la imagen, sin tener en cuenta el lugar en el que se encuentra ni la ropa que lleve, entonces se necesita contrato 100%.
  • Que no se vea la cara de la persona no quiere decir que no se necesite contrato 100%. Por ejemplo, si aparece una persona de espaldas sin camiseta y esta tiene una cicatriz totalmente identificable, entonces necesitas contrato 100%,
  • Por mucho que una persona te de su consentimiento oral sobre la utilización de su imagen o la de alguna propiedad que posea, si esta es reconocible e identificable, necesitas que te firme el contrato 100%.
  • Aun cuando en teoría la persona no sea identificable, recomiendo que consigas el contrato de cesión de derechos de imagen porque el banco de imágenes o distribuidora podrían rechazar la imagen para lavarse las manos y asegurarse de que evitan posibles problemas innecesarios.
  • Por otra parte, por ejemplo, si aparecen las manos de una persona o un fragmento de un tatuaje pequeño, aunque en teoría no hay necesidad legal de un contrato de cesión de derechos de imagen, es muy posible que el banco de imágenes te lo exija igualmente.

FOTO-CONSEJO: como has visto, los bancos de imágenes son muy exigentes con los contratos de imagen, por lo que no pedir el contrato cuando deberías puede resultar en un rechazo de una sesión entera. Por eso recomiendo que lo pidas siempre que sea posible, ya que haber hecho una sesión y que esta sea rechazada después de todo el curro que ello conlleva (pre producción, producción, post producción con edición y etiquetado), pues es una putada bien gorda.

Con los contratos de propiedad no son tan exigentes los bancos de imágenes. No obstante si un lugar es muy reconocible identificable, también lo vas a necesitar 100%. Si ya estás en el lugar, no te cuesta nada pedir el property release (contrato de propiedad) igualmente.

¿De dónde sacar los contratos de cesión de derechos para fotografía de stock?

Bueno, y ahora llega el punto en el a todos los novatos de la fotografía de stock os voy a ahorrar mucho tiempo.

Te estarás preguntando cómo conseguir los contratos en cuestión, y tengo una buena noticia para ti, no necesitas ninguna de las siguientes cosas:

  • Ni necesitas redactar el contrato.
  • Ni necesitas adaptar un contrato existente.
  • Tampoco necesitas imprimirlo, llevarlo contigo físicamente (junto a un boli), ni escanearlo para enviarlo por email cuando lo tengas firmado.

Sólo necesitas llevar contigo una de estas aplicaciones. Ojo, eso no quiere decir que no puedas llevarte un contrato físico, o incluso redactarlo tú mismo. Pero vaya, estas aplicaciones están hechas precisamente para que no tengas que hacerlo.

Aplicación easy release

Esta es la aplicación que uso yo, y por eso voy a hablar de ella en primer lugar. Sí, es de pago (unos 10 € aproximadamente), pero no te preocupes porque la siguiente es gratuita (aunque sobre ella no tengo tanto que aportar).

  • Viene el contrato hecho por defecto.
  • Puedes realizar contratos de propiedad y de modelo.
  • Puedes vincular la app con Google Drive o iCloud para que se te suban automáticamente los contratos.
  • Los modelos se te quedan guardados, por si los usas en más de una ocasión no tener que volver a escribir todos los datos sobre ellos.
  • Si hay varios contratos diferentes sobre una misma sesión, puedes rellenarlos uno a uno y, cuando estén listos, darle a un botón para que se envíen por correo todos a la vez.
  • Cuando envías un contrato te pregunta la app si quieres enviarlo a tu email, al del modelo/dueño de propiedad o a ambos.
  • Sirve tanto para Android como para iPhone.

Como ves, es una app muy completa y bastante sencilla de usar. La recomiendo muchísimo. Y no, no me llevo comisión por recomendarla, ni mucho menos.

Y ahora vamos a pasar a la gratuita.

Aplicación releases

Esta app es gratuita y es relativamente similar a la anterior.

Voy a hablar exclusivamente de lo que sé acerca de la misma, pero es muy posible que tenga un montón de funcionalidades extra que desconozco y que son iguales a la app anterior. De hecho, si usas esta app y sabes 100% algunas de sus funcionalidades, déjalas en un comentario y las añado al artículo.

  • Sé que esta app te deja elegir contratos diferentes para cada agencia.
  • Los compañeros que me dicen que la usan dicen que se les cuelga de vez en cuando. También he de decir que es gratis, o sea que no hay que quejarse.

Usar los contratos de los propios bancos de imágenes

Otra opción es que descargues el contrato de cada banco de imágenes y lo uses para que lo firmen los modelos.

Es bastante más engorroso, porque has de imprimirlo y escanearlo luego, o bien enviárselo digitalmente para que lo firme usando un programa. Además, ha de rellenar un contrato por banco de imágenes y no creo que al modelo le apetezca firmar todos esos contratos diferentes.

No obstante, si sólo trabajas con un banco de imágenes o estás empezando, es una opción que está ahí.

¿Cada agencia necesita un contrato diferente?

Cuando empieces a subir contenido a las diferentes agencias de stock, si es que lo haces por tu cuenta y no trabajas con una distribuidora de stock, verás que cada agencia te ofrece la posibilidad de descargar y usar sus propios contratos. No obstante, esto no quiere decir que sea obligatorio.

No he usado el resto de apps, pero con Easy Release, tienes cubiertas todas las agencias. Es un contrato generalista que te sirve para cualquier banco de imágenes, por eso me encanta esa App.

¿En qué idioma crear el contrato de cesión de derechos de imagen?

En los apartados anteriores he hablado acerca de los diferentes contratos que pueden hacerse, explicándote que con Easy Releasy abarcas todas las agencias.

No obstante, sí podrían rechazarte el contrato en alguna de ellas, siendo el idioma el motivo del rechazo. La mayoría de bancos de imágenes están en ingles, o acaban vendiendo a clientes internacionales, por lo que si haces los contratos en inglés te asegurarás que te lo aceptan en todas las agencias.

Las Apps que he mencionado antes tienen la opción de poner el contrato en inglés por defecto, te recomiendo que lo actives.

FOTO-TRUCO: es posible que el modelo te diga que “¿por qué está el contrato en inglés?” y que no se fie completamente. Explícale que es porque las agencias son internacionales y dile que si lo quiere volver a firmar en español. También puedes dejar un contrato en Español firmado de cualquier modelo y le dices que se lo envías para que pueda leerlo, aunque no sea el suyo en concreto. De esta forma, como mínimo puede leerlo. No obstante, ¿quién se lee un contrato?

¿En qué consiste el contrato exactamente?

Supongo que tienes curiosidad con respecto al contenido del contrato.

Pues bien, ya te he explicado al principio del artículo qué derechos te da el propio contrato, pero ahora falta ver qué contenido te pide para completarlo.

Hay contenido obligatorio y hay contenido opcional. El contenido obligatorio es por temas legales y el contenido opcional es para complementar la información de la fotografía en los bancos de imágenes.

Contenido obligatorio:

  • Sesión de fotos:
    • Nombre de la sesión
    • País
    • Fecha
  • Modelo:
    • Nombre completo
    • Dirección física
    • E-mail
    • Firma y fecha de firma
    • Fecha de nacimiento
    • Firma de los padres (en caso de ser menor de edad)
  • Fotógrafo:
    • Nombre completo
    • Dirección
    • Email
    • Firma y fecha de firma
  • Testigo:
    • Nombre completo
    • Firma y fecha de firma

Contenido opcional del contrato:

  • Sesión:
    • Referencia/descripción de la sesión
    • Localización exacta de la sesión
  • Modelo:
    • Teléfono
    • Etnia
    • Dirección exacta (generalmente no pongo la puerta de la casa por privacidad del modelo)

IMPORTANTE: la fecha de firma ha de coincidir en las tres firmas. En caso de que, por cualquier motivo, no puedas hacer que firmen el modelo, el testigo y tú (fotógrafo), el mismo día, puedes cambiar las fechas con Photoshop. Eso sí, pregúntale al modelo antes para asegurarte de que le parece bien.

¿Quién es el testigo?

Creo un subapartado concreto para hablar del testigo, ya que suele generar bastantes dudas.

El testigo es una tercera persona, diferente al modelo y al fotógrafo, que firma supuestamente delante de ellos como testigo de la firma del contrato y de la sesión por ambas partes. Esta es la teoría.

  • Si el modelo va a la sesión con otra persona (un amigo, por ejemplo), puedes usarla para que firme como testigo.
  • Puedes usar a alguien que vaya por la calle, incluso, si al modelo le parece bien.
  • En mi caso, le digo al modelo que se necesita un testigo y que mi madre suele ser la testigo casi siempre, que si le parece bien. Si me dice que sí (el 100% de las veces así ha sido) llevo el contrato a mi madre y me echa una firma.

¿Qué pasa si te haces fotos a ti mismo?

En caso de que seas el modelo y, a la vez, el fotógrafo, has de firmar como ambos, pero eso no te excluye de necesitar un testigo.

¿Qué pasa si eres el fotógrafo y el tutor legal de un menor?

En ese caso, firmarás como tutor y como fotógrafo (de igual modo que si fueras tú el modelo) y seguirás necesitando un testigo diferente.

Lo típico es que el padre sea el fotógrafo y tutor y la madre el testigo o viceversa. Lo importante es que el testigo ha de ser diferente al fotógrafo y al modelo.

¿Cómo conseguir decirle al modelo que firme el contrato de cesión de derechos?

Muchas veces puede asustarnos pedir el contrato de cesión de derechos porque pensamos que el modelo puede decir que no quiere hacerlo si las fotos van a ser usadas para fotos de stock. No obstante, lo ideal es plantearlo de la siguiente forma:

  • Lo más fácil es pagar a un modelo. Si lo haces así, es extremadamente raro que se vaya a negar. Aun así, si le pagas le has de avisar igualmente para que podrías usar las fotos y hacerle firmar el contrato igualmente.
  • Otra opción, para asegurarte que el modelo quiera firmar el contrato es venderle la sesión como que salís ganando los dos, cosa que es totalmente cierto en un intercambio. Por ejemplo, puedes hacerle una sesión de fotos a un profesor de Yoga en su academia, diciéndole que así tiene una sesión gratis para usarla en redes sociales, página web y para publicidad. De esta forma, no se van a quejar en ningún momento.
  • Tampoco le digas que las fotos son 100% y exclusivamente para venderlas, ya que nunca sabes si esa sesión va a venderse o no. Explícale que algunas se pueden vender y que la mayoría nunca llegan a venderse. Aunque tú sepas que la sesión va a salirte rentable (o eso piensas, a priori), es relajante para el modelo saber que no va a ver su cara por todas partes (sobre todo si no le has pagado). Recalco esto dando por hecho que si eres de los que acierta cada sesión haciendo top ventas en todos los bancos de imágenes, no estarías ni mirando este artículo, ni haciendo colaboraciones con los modelos (les estarías pagando). Es decir, este consejo es para aquellos que todavía no vendéis muchísimo.

Yo suelo decir las siguientes cosas cuando hago un intercambio:

  • Las sesiones las hago para fotografía de stock.
  • Todas las fotos y vídeos las puedo utilizar para subir a mi portfolio de stock y que tengan un uso comercial.
  • Tanto las fotos como los vídeos se los entregaré al modelo para que les de el uso que le de la gana (página web, redes sociales, publicidad, etc).
  • Las fotos las entrego en tamaño completo + tamaño web, y los vídeos en H264 (para que no ocupen muchísimo).

De esta forma el modelo ve que recibe de mi parte, y que no solo yo voy a sacar beneficio.

En caso de que estés pagando al modelo, no necesitas dar tanto. Con que le pagues, le sobra. No necesitas ni entregarle las fotos.

¿Qué hacer si no tienes el contrato de cesión de derechos?

Imagínate que, por algún motivo, no tienes el contrato de cesión de derechos de algún elemento que aparece en la imagen que sabes que deberías tenerlo.

Por ejemplo, una de las siguientes situaciones:

  1. Estás haciendo fotos en un lugar muy reconocible (un bar super peculiarmente decorado, por ejemplo).
  2. tienes el contrato del modelo, pero no tienes el de las personas que aparecen de fondo porque estás haciendo fotos en un lugar muy concurrido.
  3. Hay logos o marcas en la ropa o en los fondos, cuya cesión de derechos no vas a conseguir, obviamente.

Pues bien, en todas estas situaciones, tienes diferentes opciones para ser solucionadas.

Trucos para hacer fotos sabiendo que no vas a tener el contrato de cesión de derechos

En este apartado voy a explicarte trucos para que soluciones los problemas vistos en el apartado anterior.

  • Lo ideal es que utilices teleobjetivos con aperturas de diafragma muy abiertas. De este modo, te ahorrarás tener que enseñar en profundidad dónde se está realizando la sesión. Estará todo desenfocado y, por lo tanto, no será reconocible. Además, al hacer fotos con planos muy cerrados (gracias al teleobjetivo) facilitarás colocar al modelo en un punto del lugar cuyo fondo sea poco reconocible.
  • En este caso haremos lo mismo que en el punto anterior y, además, podemos realizar fotos desde perspectivas diferentes. Es decir, puedes hacer fotos desde un ángulo picado o contrapicado, para evitar que aparezcan personas cuyos contratos no tenemos en las fotos.

Si todavía no tienes mucho nivel y te cuesta un poco seguir todos estos conceptos porque estás empezando en la fotografía, te dejo por aquí para que le eches un vistazo mi curso básico de fotografía.

curso de fotografía básica

Para solucionar el problema de los logos que aparecía en el punto tres del apartado anterior, tienes diferentes posibilidades:

  1. Lo primero de todo, te recomiendo que lleves siempre cinta aislante negra, roja, amarilla, azul y blanca en tu mochila (sobre todo la negra y la blanca). Te puede salvar de un apuro. Está claro que si usas la cinta aislante puede notarse, pero puede venirte bien para logos que no estén en lugares muy evidentes en la imagen (zapatillas, por ejemplo). También puedes usarla para quitar logos del fondo.
  2. Otra opción es, evidentemente, usar una profundidad de campo limitada, como he dicho anteriormente.
  3. Si siguiente opción es hacer planos que corten al modelo por el lugar donde lleva los logos. Por ejemplo, si lleva logos en el muslo (es un sitio rato, pero lo pongo como ejemplo), pues hacer un plano medio. Si lleva logos en la parte de detrás del pantalón (es un sitio muy común donde los pantalones llevan logos), haz planos medios de espaldas o intenta taparlos con la prenda que lleven arriba (sobre todo si es una sudadera).
  4. La última opción, que es la que deberías de evitar a toda costa y, a la vez, la que debes de saber hacer 100% por si a caso te pasa (y pasará), es aprender a clonar los logos con Lightroom.

Evidentemente, y si aún no dominas este programa de edición fotográfica, te dejo por aquí mi curso de revelado en Lightroom, el cual es imprescindible para editar tus fotos de stock.

curso de revelado en Lightroom

Y con esto termino ya con este artículo. Recuerda que si quieres dejar información extra sobre este tema, sugerencias, recomendaciones para los lectores o tienes alguna duda, puedes dejar un comentario.

Reader Interactions

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: Francisco Javier Mares Guardiola.
Finalidad: Poder gestionar y moderar los comentarios que realices.
Legitimación: Tu consentimiento para la finalidad descrita.
Destinatarios: No se cederán datos a terceros no necesarios para el desarrollo de la actividad, salvo por obligación legal. No se harán transferencias de datos a terceros países.
Derechos: Puedes acceder, rectificar y suprimir tus datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Información adicional y detalladaPolítica de Privacidad.

¿Quieres aprender todos mis secretos?

monte cook hooker valley track

Algo es secreto cuando no es compartido. 

¿Y si te digo que en mis cursos te comparto absolutamente todo lo que me ha llevado a tener el nivel que tengo ahora mismo?

Así es, ya no es un secreto, y tú puedes hacerlo igual que yo, o sea que EMPIEZA YA.